por Omar Cruz Zavala  de Honduras

Contacto: cruzomarpoe1995@gmail.com


El maestro Ernesto Rojas, en algún lugar de su amada Argentina.

ERNESTO ROJAS es Poeta, escritor, narrador, nació en la República Argentina. Posee diez obras editadas e integra numerosas antologías a nivel nacional e internacional. Pertenece a SADE (Sociedad Argentina de Escritores) y a la Academia Argentina de Literatura Infantil y Juvenil.  Posee numerosas distinciones y premios.  Compiló en el proyecto “Viento Norte”, antologías del Noroeste Argentino a autores de Salta, Jujuy, Tucumán, Santiago del Estero, Catamarca y La Rioja. Fue prologado por distinguidos intelectuales de Argentina.

Sus obras: “Secreta permanencia de amor y de suicidios”, “Viento de mármoles”,Detrás del mundo”, “Poemario El Naranjo”, “Microrrelatos y Poemas El Naranjo”, “Mendigos de la sed”,” Intemperies”, “Después de la Tristeza”, “Fin de batalla”, “Temblor del tiempo”. Integra antologías de Brasil, Estados Unidos, México, Chile, Argentina, Bolivia.

Fue incluido en el libro “La Cultura en el Tucumán del Bicentenario” (2017) de la Facultad de Filosofía y Letras del Universidad Nacional de Tucumán, en “Literatura infantil y juvenil en Tucumán (1816 – 2018) y Diccionario de autores con Antología y en Tomo 1.

 


El poeta junto a la bella naturaleza y fauna que nos da la tierra.

La poesía del maestro Ernesto Rojas, es un diálogo de amor, entre lector y poeta. En el que se juntan; las metáforas, las cosas de la vida y un sinfín de imágenes, que nos hacen volver a aquellos tiempos, en los que mamá nos arropaba, nos daba el abrazo y el beso para seguir con nuestro día.

El poeta es consciente del incalculable valor que contiene el amor de nuestras abuelas, sabe que, después del amor de ellas, no habrá otro igual, no existirá alguno, que pueda llenar, todo nuestro vacío. Entonces, el autor, con la mano puesta en su corazón, nos dice:

ABUELA DE AGUA Y DE SOL

 

Madre de mi madre que ha nacido en un siglo

donde empieza en la parte más lejana de mi historia.

Mujer erguida como mástiles, álamos que acarician los astros,

mujer de agua y de sol auténtico

que nutrió el manantial tu silueta

bajo la luna plateada de los campos.

 

Con tu ceño de guerrera,

mujer casi hombre por la fuerza

ha parido tu vientre bajo esas sombras violetas,

arcoiris que nacen de las gotas de rocío junto al amor

de los sauces que besan la tierra rojiza.

Así llegó la que preparó el embrión para el agosto.

 

Te recuerdo con sabiduría de maíz

de silbidos errantes en la danza inmutable de la noche.

Y cuando duermen mis duendes y vienes a mí

un torrente de misterios envuelven las viejas huellas

que desandan mis pasos,

como retornando al huracán que anuncia

mi eternidad, el grito de las murallas

que gira y gira en el mundo

de soles antiguos

de almas descifrando puertos

de callada memoria

en mi desierto.

 

ERNESTO ROJAS

Escritor y poeta argentino.

 

El maestro, también reconoce que el amor, la pasión y la ternura, tienen muchas formas de manifestarse, pero siempre habrá en ellas, aquella dulzura que les junte, para encontrar en uno solo, los momentos mágicos de la vida que nos lleven a estar:

SECRETAMENTE

 

 

Casi secretamente

errabundo

empujando montañas y lagunas

se enciende impar mi mano con la tuya,

ese mismo fuego

nace sin querer sobre los granos

que han dejado las esquirlas

de una de las guerras.

 

En calma atino a no perder

lo que respiro

casi llueve como en primavera

y en el viento de las alturas

de un nuevo cielo, entre las sombras

trato de abrir caminos

aunque llegue el alba después de amarte.

 

ERNESTO ROJAS

Escritor y poeta argentino.

 

Para finalizar, el autor nos canta una canción, llena de figuras que nos traen al recuerdo, la imágen de soles y árboles imponentes, de auroras y cerezos hermosos. El poeta, desde el paraje más bello de su obra, nos dice que para seguir, necesitamos una:

CANCION DE CUNA

 

En la fugacidad de tus ojos

mi piel como un destierro

toca las campanas y los gritos

demandan desde su sol mediterráneo

el abrazo de los ficus, los lapachos, los álamos

la sombra del aguaribay y los cerezos.

Junto a las cañas de azúcar me subiré

a la dulzura de la luna

como el pan de los trigales

espigas de dios que se elevan

para toca el cielo

y en onda serenidad

toda la aurora se vestirá de fiesta

para la Madre Gaia

y celebrar, solo celebrar

que aun respira el mundo

con los hijos sagrados,

arboles que en su arrullo

hacen nuestra canción de cuna.

 

ERNESTO ROJAS

Escritor y poeta argentino.

 

 

 


Información de citado

Omar Cruz Zavala, 10/01/2023, Ernesto Rojas: bitácora de un poeta que recogió las últimas hojas la primavera…, Blog de Panamá Poético https://panamapoetico.com/blog


 

Sobre el autor de la nota

Omar Cruz es hondureño por nacimiento, estudiante de la carrera de Periodismo y Antropología, autor del poemario: Hologramas de ayer, hoy y para siempre… (Atea Editorial, 2019) sus artículos y poesía han sido publicados en revistas de México, Argentina, Colombia, Venezuela, Honduras, Guatemala, España, Costa Rica, Panamá, República Dominicana, Perú e Italia. En Septiembre del año 2022 fue finalista en el concurso de cuentos de ciencia ficción, suspenso, misterio y terror convocado por la revista literaria mexicana Inéditos. Su poesía está en antologías de: Honduras, Guatemala, El Salvador, Colombia, Venezuela y México.

 

 

Pin It on Pinterest

Comparte esto

Podría ser útil para tus amigos